foro poético-literario
 
ÍndiceÍndice  CalendarioCalendario  FAQFAQ  BuscarBuscar  MiembrosMiembros  Grupos de UsuariosGrupos de Usuarios  RegistrarseRegistrarse  ConectarseConectarse  
Conectarse
Nombre de Usuario:
Contraseña:
Entrar automáticamente en cada visita: 
:: Recuperar mi contraseña
Últimos temas
» ARISTOTELES (El mejor final)
Vie Abr 22, 2011 3:41 am por tonizan

» Ausencia temporal
Miér Abr 20, 2011 12:35 pm por Hallie Hernández Alfaro

» Por la república
Jue Abr 14, 2011 8:47 pm por tonizan

» De la infinita guerra
Jue Abr 07, 2011 9:47 pm por Eledendo

» Alma Máter
Miér Mar 30, 2011 8:49 pm por Hallie Hernández Alfaro

» Irrupción del amor
Jue Mar 10, 2011 12:50 am por Eledendo

» Trabajos modernos
Jue Mar 10, 2011 12:48 am por Eledendo

» Oda íntima al dolor
Dom Ene 30, 2011 7:37 pm por Eledendo

» Del florecimiento
Dom Ene 23, 2011 10:27 pm por Eledendo

Navegación
 Portal
 Índice
 Miembros
 Perfil
 FAQ
 Buscar
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 32 el Miér Dic 17, 2014 4:05 am.

Comparte | 
 

 Una voz

Ir abajo 
AutorMensaje
Pedro Ferreira

avatar

Mensajes : 4
Fecha de inscripción : 25/08/2010
Edad : 57
Localización : Aguadulce- Almería - Espagne

MensajeTema: Una voz   Miér Sep 01, 2010 9:40 am






        Una voz

              “Temprano levantó la muerte el vuelo.”
              Miguel Hernández



        En los campos de Gaza sueña el grito:
        “¿Qué haré sin tus pestañas negras?
        ........................................................................... Solo.
        Solo me deja el afilado alambre
        de tu Ley prófuga. Pestañas negras
        entre claveles yacen estiradas
        donde danzaba ayer el viento y olas
        mecían nuestros besos.
        No fui yo el que rompió la copa. El vidrio
        estalló ciego en autobús
        contra las paredes
        y escribe letras negras de la ira,
        negras, como eran negras tus pestañas.
        ¿Qué haré yo, habibati, sin rozar tus palabras,
        sin tu verbo mosaico hermano mío?
        Caíste al abismo, gacela amada,
        oscuro,
        como oscuro se tiñe el aire que respiro,
        como oscura la tierra que habitamos
        y negra el alma
        como eran negras tus pestañas negras.
        ¿Qué haré yo sin poder besar tus labios
        que ya están fríos?
        ¿Qué sin asir tus dedos
        en tu Sderot los días de mercado?
        No atendimos la voz que entre lamentos
        el búho
        apostado en su otero nos lanzaba,
        que sólo había ojos y manos y pestañas,
        negras pestañas tuyas,
        pétalos de la luz que me cegaba.
        ¿Qué haré yo sin tu sangre en las entrañas?
        Se derramó como agua al golpear los sauces,
        se derramó y quedó el cuerpo vacío
        cuando quedó callado y en silencio
        eterno, para siempre.”

        Ya el narciso se ahoga en el rocío
        esparcido sobre la tierra
        .................................................. ....y sólo
        quedan ojos o piedras el día de Wasit,
        mientras los cuervos vuelan disfrazados.

        Los siete brazos de la muerte lucen
        su victoria entre espectros.

        Y la voz corre entre las tumbas lúgubre.
        Y la voz corre entre las tumbas vivas.




              Aguadulce, junio de 2010



Última edición por Pedro Ferreira el Jue Sep 02, 2010 12:27 am, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://trendeotonyo.wordpress.com/
Hallie Hernández Alfaro

avatar

Mensajes : 68
Fecha de inscripción : 25/08/2010

MensajeTema: Re: Una voz   Miér Sep 01, 2010 12:27 pm

Pedro Ferreira escribió:





        Una voz

              “Temprano levantó la muerte el vuelo.”
              Miguel Hernández



        En los campos de Gaza sueña el grito:
        “¿Qué haré sin tus pestañas negras?
        ........................................................................... Solo.
        Solo me deja el afilado alambre
        de tu Ley prófuga. Pestañas negras
        entre claveles yacen estiradas
        donde danzaba ayer el viento y olas
        mecían nuestros besos.
        No fui yo el que rompió la copa. El vidrio
        estalló ciego en autobús
        contra las paredes
        y escribe letras negras de la ira,
        negras, como eran negras tus pestañas.
        ¿Qué haré yo, habibati, sin rozar tus palabras,
        sin tu verbo mosaico hermano mío?
        Caíste al abismo, gacela amada,
        oscuro,
        como oscuro se tiñe el aire que respiro,
        como oscura la tierra que habitamos
        y negra el alma
        como eran negras tus pestañas negras.
        ¿Qué haré yo sin poder besar tus labios
        que ya están fríos?
        ¿Qué sin asir tus dedos
        en tu Sderot los días de mercado?
        No atendimos la voz que entre lamentos
        el búho
        apostado en su otero nos lanzaba,
        que sólo había ojos y manos y pestañas,
        negras pestañas tuyas,
        pétalos de la luz que me cegaba.
        ¿Qué haré yo sin tu sangre en las entrañas?
        Se derramó como agua al golpear los sauces,
        se derramó y quedó el cuerpo vacío
        cuando quedó callado y en silencio
        eterno, para siempre.”

        Ya el narciso se ahoga en el rocío
        esparcido sobre la tierra
        .................................................. ....y sólo
        quedan ojos o piedras el día de Wasit,
        mientras los cuervos vuelan disfrazados.

        Los siete brazos de la muerte lucen
        su victoria entre espectros.

        Y la voz corre entre las tumbas lúgubre.
        Y la voz corre entre las tumbas vivas.




              Aguadulce, junio de 2010





Qué texto tan impresionante, Pedro! Vas logrando un clima lleno de claves sonoras, visuales, íntegras y voluptuosamente tristes. Los últimos versos son dignos de una catarata de aplausos.

Enhorabuena y avanti siempre!

Un abrazote, poeta.

Hallie
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Viví Flores Massares

avatar

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 25/08/2010

MensajeTema: Pedro   Jue Sep 02, 2010 6:21 pm


Cada vez, pero cada una de ellas, me humedece los ojos.

Sé que no hay forma de compartir el verdadero alcance del dolor, no sin vivir dentro del que lo siente, no hay forma ni en palabras, ni en gritos, es imposible mostrar el ácido interior que corroe todo a su paso. Se dice ausencia, solo, muerte, se dicen conjuntos de letras y palabras que jamás exceden su significado para acercarse a siglos de ese dolor, tan íntimo, tan único de la pérdida, pero éste poema es lo más cercano que he leído a una entraña que sangra y aflora lo imposible de la resignación.

Un abrazo al hermano y al poeta que admiro en ti.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://atempka.blogspot.com
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Una voz   

Volver arriba Ir abajo
 
Una voz
Volver arriba 
Página 1 de 1.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Calamburia :: Poesía :: General-
Cambiar a: